Cómo enfrentarse a una entrevista de trabajo

A la hora de buscar empleo una de las situaciones que más preocupa a los candidatos es la entrevista.

Generalmente, las personas se preparan con anticipación, buscan la ropa más adecuada, investigan sobre la empresa y elaboran posibles preguntas y respuestas, lo que sin duda es fundamental para estar seguro y tranquilo en el proceso de selección.

Aunque consideres que eres la persona idónea para el puesto y conozcas el trabajo a desarrollar, si no eres capaz de proyectar lo mejor de ti mismo y todos tus conocimientos, no servirá de nada, por eso una adecuada preparación, será la clave del superar esta fase.

Es fundamental que te comuniques con claridad, que des una respuesta verídica sobre las preguntas que indagan sobre cuestiones académicas y experiencia laboral. Recuerda que en el tiempo que dure tu entrevista tienes la oportunidad de darte a conocer y presentarte como un candidato atractivo para el empleador. 

Los errores más comunes de los candidatos a la hora de responder son:

1. Llegar tarde. Antes de comenzar ya estás ofreciendo una mala imagen de ti.

2. Preguntar el salario. Es evidente que es un tema importante; pero debes dejarlo para el final y mostrar mayor interés en las motivaciones y expectativas del trabajo. Frases como: “Necesito saber el salario, para mí eso es lo principal” o “Antes de empezar quisiera saber ¿cuál es el salario de este trabajo?”, no son positivas y pueden eliminarte del proceso directamente.

3. Hablar mal del jefe o los compañeros de tu anterior trabajo.

4. Responder sobre las debilidades y fortalezas cosas que no tienen relación con la oferta, que no dicen nada de ti en el ámbito laboral o que son cuestiones excesivamente personales que no es necesario que compartas con el entrevistador.

5. Provocar interrupciones. Asegúrate de tener el móvil apagado. En el momento de la entrevista no debe de haber nada más importante que la propia entrevista.

6. Responder de forma muy escueta o de manera muy extensa. Debes ser concreto, directo y con ideas claras. Practicar previamente posibles respuestas, te ayudará a argumentar de mejor forma tus opiniones.

7. Mostrar desánimo y pesimismo. No es el momento ni el lugar para ello, todo lo contrario. Energía y entusiasmo es lo que se busca en los candidatos.

Compartelo
Share on Google+Tweet about this on TwitterShare on TumblrShare on FacebookShare on LinkedInPin on PinterestPrint this page